Una ciudadana española de 19 años fue detenida en el paso fronterizo de Los Libertadores, con casi 10.000 dosis de éxtasis o MDMA ocultas en un doble fondo de su maleta.

El procedimiento fue realizado en el acceso limítrofe cuando la detenida trató de ingresar hacia Chile y se le revisó su equipaje en un control de rayos X en el que se detectó un bulto sospecho, indicó Mariano Gómez, administrador de la aduana de Los Andes. A través de la tecnología no invasiva, específicamente a través de la tecnología de inspección de maletas con rayos X, se pudo establecer ciertos bultos anómalos que venían dentro de la maleta. Al ser ratificados con canes detectores, el can arrojó alerta para drogas de síntesis», explicó Gómez.

La autoridad afirmó que una vez finalizado el proceso de inspección se abrió la maleta y «se detectó la cantidad de 9.893 pastillas de éxtasis» contenidas en un envase de plástico entre la parte exterior de la maleta y la tela interior. Esta incautación es la mayor registrada en el paso de Los Libertadores, a 3.200 metros de altitud sobre la cordillera de Los Andes.

El jefe de la Brigada Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado (Brianco), el comisario Mariano Fuentes, dijo que la droga procedía de España, concretamente desde la ciudad de Barcelona.

«Tenía como destino ser comercializada en región de Valparaíso y la región metropolitana de Santiago», apuntó el comisario. Sobre la detenida, además de la edad, no se desvelaron más datos al respecto, pero la PDI confirmó que no tenía antecedentes policiales ni registraba antecedentes en Interpol.

Además era la primera vez que se registraba su ingreso en Chile.

Fuentes también agregó que cada pastilla de éxtasis se vende en la calle a un precio que ronda los 28 dólares, por lo que el decomiso completo podría haber generado unas ganancias de algo más de 277.000 dólares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *