PIDEN INDAGAR E INVESTIGAR A FONDO EL SUICIDIO DEL MINISTRO MARCELO ALBORNOZ.

Ahí se ve la ignorancia, si los suicidios son parte de un proceso, llamado enfermedad de la Depresión.

El fallecimiento del juez Marcelo Albornoz, ministro de la Corte de Apelaciones de Rancagua, quien se encontraba suspendido luego que la Corte Suprema aprobara la apertura de un cuaderno de remoción en su contra.  Lo anterior en unos dos meses más los exoneraban del poder judicial.  

Según señaló el tribunal de alzada de Rancagua, Albornoz se habría quitado la vida con un arma de fuego en su casa.

Cabe recordar que el pleno del máximo tribunal había dado inicio a un inédito proceso de expulsión sobre Albornoz y los ministros Emilio Elgueta y Marcelo Vásquez.

La decisión la tomó la Corte Suprema contra los jueces por tráfico de influencias, faltas a la probidad por presuntos actos de corrupción mientras se desempeñaban en sus cargos al interior del tribunal de alzada. 

En el caso de Albornoz, solo estaba investigado por la primera de las imputaciones, debido a una supuesta solicitud de dinero a un imputado.

Indistintamente  el proceso que hay por ladrón, sinvergüenza o corrupción en su contra, ya se murió ya. Y muerto, el muerto no habla, si recibía dinero o no, hay que preguntarles a los otros dos ministros de la corte de Rancagua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *