LA UDI RECUPERA EL MINISTERIO DEL INTERIOR

El presidente Sebastián Piñera decidió la llegada del senador Víctor Pérez –un rostro del ala más conservadora de la UDI, y hombre de confianza de la presidenta del gremialismo, Jacqueline Van Rysselberghe– en reemplazo de Gonzalo Blumel en el Ministerio del Interior.  

Además, nombró a Andrés Allamand, actual senador RN, en Cancillería; al presidente de RN, Mario Desbordes, en Defensa; y al diputado UDI Jaime Bellolio en la vocería.       

El ajuste se da tras sufrir una importante derrota con la aprobación del retiro anticipado de las pensiones, además considera el enroque o silla musical en los casos de Cristián Monckeberg, que pasa a la Segpres, y Karla Rubilar, que llega al Ministerio de Desarrollo Social.     

Con esta jugada, Piñera repite la fórmula de su primer Gobierno de recurrir a parlamentarios para su gabinete y, además, “apaga el incendio” al interior de Renovación Nacional, desactivando la pugna permanente entre Desbordes y Allamand.   

El gran derrotado es Evópoli, que sobrevive solo con Ignacio Briones en el gabinete.      

Es el tercer cambio en Interior desde que el pasado octubre estalló la ola de protestas contra la desigualdad y el Gobierno, la más grave desde el fin del régimen militar, con más de una treintena de muertos y miles de heridos.  

La oposición mira este cambio con escepticismo, en razón que según sus directivos han señalado qué si el Gobierno no cambia su mirada y estrategia, los nuevos nombres no dicen nada, porque el presidente debe cambiar su forma de gobernar y dejar hacer a sus ministros.  

En fin, hay que esperar que la derecha recomponga sus confianzas y con dos ministros R.N. que antes de este cambio eran enconados rivales, como Allamand y Desbordes, ahora deberán ser uno solo.  

Ahora, los ciudadanos esperan que se coloquen a trabajar por el bien de Chile y no de una coalición en particular.        

El cambio llega cuando Chile, el octavo país con más casos de COVID-19 del mundo, parece haber superado el peak de la pandemia y se prepara para abrir de manera gradual la mellada economía, que cayóun 15,3 % en mayo, una medida muy criticada por los epidemiólogos y especialistas y también por el Colegio Médico  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *